OPINIÓN

Seis historias de 2018 que mereces recordar

Un repaso de algunas de las noticias que marcaron la agenda setting de los medios

Rajoy saliendo del Congreso | Dani Gago
Rajoy saliendo del Congreso | Dani Gago
Seis historias de 2018 que mereces recordar

Y llegó 2018, con él las noticias falsas y la publicidad encubierta. El año que fuimos testigos del triunfo de una moción de censura y el adiós de Mariano Rajoy. Fue 2018 cuando conocimos la dimisión de la expresidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes por hacer, o no hacer un máster de Derecho Público Autonómico. Llegaron los gilets jaunes y la prensa se coloreó de chalecos amarillos. Conocimos la muerte de Antonio Fraguas -Forges-  y de Stephen Hawking. También el número de muertes por violencia de género en España solo este año, escalofriante: 97 mujeres registra la revista Femicinicido.net. El año que nació Perro este medio, Perro Come Perro. 

Este año vimos como mujeres y hombres el 8M se volcaron en la lucha para hacer del país un lugar más igualitario. Admiramos en la televisión la valentía de nuestros abuelos y abuelas pensionistas que en Bilbao como en Madrid y otras ciudades gritaron y pelearon la subida que se merecen así como la revalorización de sus pensiones según el IPC, que finalmente no ha sido aplicado por lo que dice la prensa.  El año que la caravana de migrantes en Honduras cogió sus bártulos y se puso en marcha hacia México. 2018 llegó con la victoria de Pablo Casado en las primarias del PP y la irrupción de Vox.

Llegó el barco Aquarius con 630 refugiados a bordo, llegaron otras 43.467 más embarcaciones a las costas de Andalucía y el Mediterráneo y las que no llegaron. En 2018, Trump siguió escribiendo tweets, y por tanto, dando trabajo y comida a muchos periodistas y todo siguió igual, quizás un poco más crispado e insostenible, pero igual. 

Repasamos algunas noticias que en 2018 marcaron la agenda de los medios de comunicación:

La frágil transparencia de la que presumía Cristina Cifuentes

Se hizo añicos la Transparencia de la que Cristina Cifuentes hizo gala en varias ocasiones hasta que eldiario.es publicó la noticia de que la ex presidenta había obtenido su título en la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) con notas falsificadas.  La transparencia fue uno de los puntos claves de Cifuentes, declarando incluso que la administración y los cargos públicos deben ser transparentes: “con paredes y techos de cristal”.

Después de la publicación de la noticia sobre su expediente fraudulento, la entonces presidenta de la Comunidad de Madrid subió a su cuenta de Twitter un vídeo desde su despacho en la Puerta del Sol enseñando un certificado con las asignaturas de su expediente aprobadas y el acta del trabajo fin de máster. Al final del vídeo, a modo de cierre, Cifuentes afirmó: “No me voy, me quedo. Voy a seguir siendo vuestra presidenta, voy a seguir trabajando por vosotros, los que me habéis votado y los que no.”, exclamó Cifuentes.

La realidad es que Cifuentes dejó su cargo y el pasado 28 de noviembre la jueza Carmen Rodríguez-Medel procesó a Cifuentes por la falsificación del acta del Trabajo Fin de Máster. De la transparencia de la que Cifuentes hacía gala en su momento, hoy no queda rastro.  

La campaña política antiinmigración de Pablo Casado

El discurso de Pablo Casado en contra de la inmigración ha vertido algunos datos que no son ciertos. El secretario general del PP ha llevado en su argumentario (un documento que sirve de guía para las declaraciones en público de los dirigentes políticos) una serie de cuestiones que no coinciden con la realidad. Es el caso de las declaraciones que hizo a propósito de la llegada de inmigrantes.

El último domingo de julio de 2018, Pablo Casado en una visita a Ávila criticó la posición del Gobierno de Sánchez en cuanto a la acogida de inmigrantes afirmando: “En materia de inmigración no cabe demagogia”, afirmó. “Lo que los españoles están buscando es un partido que diga claramente que no es posible que haya papeles para todos”.

El 26 de julio, cuando 602 personas entraron en Ceuta tras saltar la valla fronteriza entre España y Marruecos. Pablo Casado afirmó que los inmigrantes habían agredido a la Guardia Civil y a la Policía Nacional “con cal viva y con machetes”. Lo de los machetes no es cierto, no ocurrió. La nota de prensa de la Guardia Civil no contempla en ningún caso el uso de machetes como exhortó Casado para alinear al auditorio con su discurso.

Pedro Sánchez cambia su opinión respecto a los aforamientos

Desde 2014 hasta 2018, el que hoy es presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha cambiado su opinión respecto a la cuestión de los aforamientos de los que gozan hoy 250.000 personas en España.

En 2014 exhortó que “inexcusablemente” había que “acabar con el principio de inviolabilidad del rey”, sin embargo, la reforma que Pedro Sánchez anunció en septiembre excluyó a la Familia Real, a los miembros de Gobiernos y Parlamentos autonómicos, también a los jueces, fiscales o miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Las bombas para Arabia Saudí son de precisión: "no matarán a yemeníes"

Fue en septiembre cuando la portavoz del Gobierno, Isabel Celáa anunció la venta definitiva de armas de alta precisión a Riad: 400 armas por valor de 9,2 millones de euros.

Celáa aseguró que las bombas no serían utilizadas para atacar a la población civil: “ El Gobierno sabe lo que está vendiendo, son láser de alta precisión y, por lo tanto, si son de alta precisión no se van a equivocar matando yemeníes”. En la formulación de esta afirmación no hay evidencia empírica ni un seguimiento posterior del Gobierno de dichas bombas. Lo que sí se ha conocido recientemente, ha sido la noticia del asesinato del periodista Jamal Kashoggi a manos del gobierno saudita, el mismo que fue parte del contrato con el gobierno de España en materia de venta armamentística.

Lo épico de las fotografías de la revuelta de los chalecos amarillos

Desde que surgió en a mediados de noviembre el movimiento de chalecos amarillos en París, tras la subida de impuestos en los carburantes promovida por el presidente Emmanuel Macron han sido muchas las imágenes impactantes que la prensa ha publicado o las redes sociales viralizó pero algunas de ellas, no se corresponden con la realidad.

Es el caso de esta fotografía que se compartió en redes sociales durante la protesta de los “chalecos amarillos” el 24 de noviembre en la Avenida de los Campos Eliseos, en París.

Un hombre lanzando un adoquín en las protestas de los Chalecos Amarillos en París | Lucas Barioulet

La foto fue editada y publicada a través de la cuenta de Twitter Anthropocene man, inspirándose en la obra del grafitero Banksy “Love is in the air”, sin embargo la imagen original fue capturada por Lucas Barioulet de la Agencia France Presse (AFP) y el hombre está lanzando un adoquín  y no un ramo de flores.

La inmigración no cuesta 25 billones a EEUU tal como afirma Trump

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump y hoy protagonista y participante activo en las llamadas fake news o noticias falsas escribió en diciembre en un tweet esto:

El magnate pregunta si alguien podría explicar a los votantes demócratas que Estados Unidos pierde 250.000 millones de dólares al año. Y Trump añade que la seguridad de la frontera con un muro cuesta 25.000 millones, asegurando que ese precio de amortiza en dos meses.

Las mentiras se acumulan con Trump:  insistió que sería México quien pagase por el precio Sin embargo, es difícil fijar un coste exacto de la inmigración ilegal si ni siquiera se cuentan con datos concretos de la población que actualmente está viviendo de forma ilegal en Estados Unidos.

 

 

Comentarios