Buscar
01:04h. Sábado, 25 de Mayo de 2019

Telecinco… ¿Tocada y hundida?

La cadena de Fuencarral parece no estar viviendo sus mejores momentos, y no es para menos. Su particular gallina de los huevos de oro no le está dando, ni de lejos, los resultados esperados. 

MEDIASET
MEDIASET

Gran Hermano Revolution cae semana tras semana a mínimos históricos, lo que se resume, evidentemente, en menos ingresos publicitarios. Algunos se atreven a confirmar que todo viene en consecuencia del cambio de presentadora  (Mercedes Milá abandonó el formato tras 16 años dando la cara por discrepancias económicas) del que pudimos ser testigos en la anterior edición que, pese a bajar en cuota de pantalla, terminó con un más que aceptable 19,3% de share. Hay que tener en cuenta que no se pueden comparar las audiencias de la actualidad con las que se hacían hace 10 años, cuando ni existía la TDT, ni teníamos plataformas online para ver series o películas, la audiencia en este periodo de tiempo se encuentra fuertemente diversificada.

En cualquier caso, lo que no se la pasaba ni por asomo a Vasile, director general de Mediaset España, es que esta edición de GH le iba a traer tantos quebraderos de cabeza. Ya empezó con mal pie, y no solo por la discreta audiencia que cosechó en su gala inicial, gala la que, por cierto, suele ser una de las más destacadas del programa junto a la final. El programa sin quererlo ni beberlo se vio envuelto en una polémica por la manera en la que seleccionó a sus 16 concursantes finales. Dejando en las puertas a otros 84 que tal y como afirmaron más tarde en diferentes medios, habían dejado su trabajo para entrar a la casa más famosa de Guadalix de la Sierra. Al margen de toda la polémica inicial, la producción se las ha ido ingeniando semana tras semana para tratar de levantar cabeza, con nuevos concursantes, repescando a otros o incluso llevando a la casa a personajes VIP durante más de una semana (Carlos Lozano y Allyson Eckmann). Pero ni con esas, está siendo misión imposible, el rey de los reality shows ha caído a mínimos históricos, obteniendo tan solo un 12% y convirtiéndose en la cuarta opción de la noche. Hasta el mismo Jorge Javier Vázquez comentaba en una entrevista que lo preocupante eran las audiencias de Gran Hermano.

Pero eso no es todo, a este “zas en toda la boca” hay que sumar otro, y es que el dating show matutino para encontrar el amor que presenta Emma García, hablamos por supuesto de la fábrica de nanos, tetes y poli operadas. Tras más de 8 años en pantalla ‘Mujeres y Hombres y Viceversa’ está pasando por el peor momento de toda su historia. El programa supera rara vez el 11% de share, teniendo en cuenta que ‘El programa de AR’ obtiene una media del 18%. El programa más famoso de citas ha cambiado hace poco más de un año de productora, pasando de Magnolia TV a Bulldogs Producciones (también se vendió a la productora ‘Supervivientes’). Pero ese no es el problema, por más cambios de plató o de dinámica del programa, MYHYV es un formato desgastado, un formato en el que se sabe desde lejos que no se va a buscar el amor y sí la fama. Recientemente se ha experimentado una ligera mejoría en sus datos de audiencia, y es que se ha incluido “la casa de los tronistas”. [email protected] tronistas y sus respectivos [email protected] conviven además de en el plató, en la casa, posteriormente, se emiten las imágenes de la convivencia. Pero ni con esas ha conseguido Bulldog levantar audiencia. Lo único que salva a este programa es que tiene un target muy definido, jóvenes de 15-25 años aproximadamente, y eso para los publicistas es muy jugoso.

Por último y en menor medida, su programa estrella podría estar pasando una pequeña crisis. Hace unos meses fuimos testigos de cómo ‘Tú cara me suena’  ganaba la batalla a Sálvame Deluxe y éste tuvo que ser relegado a los sábados, donde por cierto, habitualmente lidera el prime time, eso sí, sin superar el 18% de share. A esta derrota se le suma la huída de uno de sus directores del formato vespertino. Raúl Prieto ponía punto y final al mando de Sálvame Diario tras dirigirlo desde sus inicios. Pero a Mediaset parece que esta crisis y las pequeñas bajadas de audiencia no le importan mucho, puesto que ha apostado por cinco de los colaboradores para dar la bienvenida al 2018. Para los amantes de este tipo de televisión, no os cojáis de los pelos, ya que por el momento Mediaset sigue apostando por los realitys y ya tiene en marcha una nueva edición de Gran Hermano VIP y Supervivientes.