Buscar
19:00h. Miércoles, 21 de Noviembre de 2018

No habrá paz para las víctimas de las violaciones

Las últimas noticias sobre la presunta violación de la joven madrileña en los San Fermines ha desatado una serie de polémicas sobre la veracidad de los hechos. Las redes sociales y los medios de comunicación han ido opinando sobre el tema y todavía hay dudas sobre si es cierto que la joven fue violada.

Si a usted le atracan por la calle, seguramente nadie se cuestione que usted es víctima de un atraco. Nadie le preguntará si iba provocando con dinero a la vista, si estaba solo por la calle o si consintió el ataque. Seguramente todo el mundo le crea, y cuando vaya a poner una denuncia su credibilidad no será cuestionada ante nadie. No hablamos de atracos, no, hablamos de un caso mucho más serio y delicado como es una agresión sexual. Una joven madrileña fue violada en los San Fermines del pasado 2016 y todavía hay voces que se cuestionan si los hechos son reales o pura invención. Desde luego hay opiniones de todos los colores: que si se lo ha inventado, que si menuda farsa, que si ella lo consintió, pues yo la creo, los hechos prueban que fue violada, etc.

Lo que nos puede sorprender de todo esto son las dudas que suscitan los casos de violación que vivimos en nuestros días no sólo a nivel  nacional sino a nivel europeo y mundial. Según eldiario.es “Europa registra 215.000 crímenes sexuales al año, un tercio de ellos violaciones,” dice unos de sus titulares. En 2015 Europa ha sufrido 80.000 violaciones de las cuales el 90% de las víctimas fueron mujeres y el 99% de los autores que terminaron en la cárcel fueron hombres. De la misma manera, si cruzamos el charco las cifras no dejan de ser menos escalofriantes. El periodista de la CBS y PBS Charlie Rose ha sido denunciado por ocho mujeres tras cometer abusos sexuales contra ellas según afirma The Washington Post. El productor de Hollywood Harvey Weinstein está acusado por los mismos motivos y para colmo dos congresistas de Estados Unidos, uno demócrata y otro republicano, ambos ahora mismo en activo han sido denunciados por la legisladora Jackie Speier por abusar de mujeres que trabajaban en el Congreso (EFE).